Archivo de la categoría: PRI

Un Pato priista


Por Denise Dresser.

Hoy las clases acomodadas de México están a punto de erigirle una estatua a José Antonio Meade. Están a un paso de vitorealo, cargarlo en hombros, bautizar un parque con su nombre. El hombre decente, el católico comprometido, el padre de familia. Como escribió Bloomberg sobre él: “Meade es un producto raro en los altos eslabones del gobierno mexicano, un hombre con una reputación de honestidad”. Tecnócrata, trabajador, poco pretencioso. Decente. Y ese perfil de priista potable abre la posibilidad para muchos de volver a votar por el PRI sin sentir remordimiento. Lo harán con la conciencia tranquila, persignándose porque no avalaron a un corrupto.

Pensarán que al menos llegaría a Los Pinos alguien con las manos limpias, la casa modesta, el Prius pequeño. Y en la perspectiva de sus adeptos eso bastaría para hacerlo presidenciable. Es uno de nosotros, dirán los oligarcas empresariales. Protegería nuestros intereses, argumentarán los inversionistas internacionales. No es un ladrón, insistirán miembros de las clases medias. Nos salvará de Andrés Manuel López Obrador, clamarán los que temen el venezolamiento de México. Y a todos los que celebran su supuesta idoneidad se les olvidará lo evidente, lo obvio, lo que debería descalificarlo de entrada, o llevar a cuestionamientos indispensables. José Antonio Meade es un priista.

No con credencial, no con militancia, no con cargos de elección popular vía ese partido e incluso fue secretario de Hacienda del panista Felipe Calderón. Es un priista de una forma más esencial, más fundacional. Su priismo es uno de porras, de lealtades, de genuflexión, de ADN, de hacer lo que su Presidente le pida aunque vaya en contra de su entrenamiento como economista y su buen juicio como hombre honorable. Basta con ver su cuenta de Twitter, leer sus declaraciones, examinar sus comparecencias. Ahí no está el hombre honesto, el hombre honorable. Ahí está el funcionario priista que oculta las cifras del endeudamiento, que encubre la fragilidad de las finanzas públicas, que omite hablar de las críticas de Standard & Poor’s, que no habla del despilfarro del gasto corriente, que encubre los desvíos multimillonarios de recursos gubernamentales con motivos políticos y electorales, que se presta a manipular cifras y datos para que la gestión de Enrique Peña Nieto parezca mejor de lo que es.

Por eso afirma sin el menor rubor que “México le debe mucho al PRI (…) y su participación activa para evitar pérdidas importantes”. En esa defensa ahistórica de su partido, Meade borra las heridas infligidas por gobiernos priistas desde al menos 1976. El PRI culpable de crisis, creador de devaluaciones, responsable de sismos financieros sexenales, cómplice de saques sindicales, progenitor del capitalismo de cuates. México le debe al PRI la creación de instituciones y hoy debería reclamarle cómo las pervirtió, hasta llegar a donde estamos hoy. Con una corrupción que se come 9 por ciento del PIB. Con un andamiaje institucional que permite y crea incentivos para el enriquecimiento personal vía el erario público. Con un priismo como forma de vida y extracción del botín que corrompe todo lo que toca, incluso a impolutos como Meade.

Porque pensar que un solo hombre bueno puede limpiar la estructura prevaleciente es ingenuo o intelectualmente deshonesto. Limpiar el gobierno requerirá acabar con lo queda del priismo en las venas, en los partidos, en la función pública, en el comportamiento institucional. Y eso transita por preguntarle a Meade por qué cerró los ojos ante el extravío de recursos por parte de gobernadores priistas. Preguntarle cuál es su opinión sobre la permanencia de Raúl Cervantes, el Fiscal Carnal. Preguntarle sobre los fideicomisos opacos que la Secretaría de Hacienda administra. Preguntarle sobre lo que Animal Político llamó “La Estafa Maestra”; los 192 millones de dólares canalizados a 11 dependencias federales que desaparecieron. Preguntarle qué piensa sobre Odebrecht y cómo investigar a los señalados, incluyendo Emilio Lozoya y el propio Peña Nieto. Si Meade no provee respuestas satisfactorias sobre estos temas definitorios comprobará que lealtad política mata decencia. Y si parece un pato, nada como un pato y grazna como un pato, probablemente es un pato. Un pato priista que no puede desconocer el lodazal donde se mantiene a flote.
Agencias Reforma.

Por favor no se vaya usted a reír: Busca PRI ‘sacudirse’ lodo de la corrupción

¡Que comiencen los juegos del hambre!

En el PRI andan dándole una manita de gato al partido simulando que están creando nuevos mecanismos legales y preventivos para detectar y sancionar actos de corrupción en sus propios militantes.

Todo esto surge a raíz de la magna reunión del Comité Ejecutivo Nacional que se celebrará este sábado en la CDMX.

Ante esto el presidente nacional Enrique Ochoa Reza ha pedido a sus militantes estar atentos, no solamente a los actos de corrupción cometidos por algunos militantes del partido, sino tener sanciones, y evitar a toda costa posibles actos de corrupción rumbo al 2018 .

Estas acciones internas son para buscar los “mejores cuadros” como candidatos en las próximas elecciones.

“Queremos presentar gente honorable y honesta rumbo al 2018”, dijo Ochoa Reza.

Aseguró que estos mecanismos son parte de la agenda nacional, y una exigencia de la sociedad civil.

César Camacho Quiroz, coordinador de la bancada del PRI en la Cámara de Diputados, asegura que no es un tema menor.

“No es un tema secundario, es un asunto central de la vida del PRI de esta generación”, dice el legislador.

De la mesa rendición de cuentas y ética, asegura Camacho, habrá un dictamen -que se discutirá y aprobará en la plenaria de la Asamblea Nacional–, el cual reflejará la posición del PRI sobre la corrupción, dijo el ex dirigente nacional del tricolor.

El PRI hablando de corrupción, surrealismo total.

Por su parte la secretaria general del PRI, Claudia Ruiz Massieu, aseguró que está todo listo para la próxima Asamblea Nacional de su partido y para iniciar una discusión “apasionada” en las mesas temáticas con propuestas e ideas para que decida la mayoría de la militancia respecto al futuro de esta fuerza política. 

Dijo que en la sesión plenaria de la Ciudad de México  se votarán los acuerdos alcanzados y en esta contarán con la participación del presidente Enrique Peña Nieto, quien emitirá un mensaje a la militancia. 

Guía para entender de qué hablan los priistas:

Asamblea: “órgano supremo” del partido que debe reunirse cada tres años de forma ordinaria, y en el que participan miles de delegados de los estados, los sectores y las organizaciones para avalar las decisiones previamente acordadas por sus dirigentes. La primera Asamblea Nacional ordinaria se celebró en febrero de 1950. Se espera que en la plenaria de la XXII Asamblea Nacional, el próximo 12 de agosto, participen 10 mil 500 delegados.

Bases: militantes, afiliados, simpatizantes, adherentes, representantes de casilla; miembros de gremios, organizaciones y sectores del tricolor, y toda aquella persona -voluntaria, contratada o presionada- que sirve para llenar un mitin o una urna.

Besamanos: ritual que consiste en saludar y mostrar respeto y obediencia al Presidente de la República al final de un acto público, especialmente Informes de Gobierno, mensajes a la Nación, ceremonias cívicas como el Grito de Independencia o el Desfile Militar.

Candados: norma estatutaria que pretende complicarle la existencia a los posibles candidatos externos o impedir la imposición de tecnócratas sin militancia. Actualmente, el artículo 166 de los Estatutos dice que para ser candidato a Presidente de la República, Gobernador o Jefe de Gobierno del Distrito Federal se requiere “acreditar la calidad de cuadro con diez años de militancia partidaria”.

Cargada: grupo de apoyo a las pretensiones políticas de un cuadro priista que quiere ser candidato. Solían actuar cuando las bases elegían a los candidatos. Hoy se alquilan para validar una decisión cupular. Ver: Convención de delegados.

Comisión para la Postulación de Candidatos: método favorito en el sexenio en curso para elegir a los candidatos a puestos de elección popular. Consiste en reunir a los aspirantes a una misma candidatura, obligarlos a firmar un acuerdo por la unidad del partido y esperar la decisión que tomará el Presidente, que será comunicada a los interesados por el dirigente partidista en turno. Ver: Dedazo.

Conflicto de interés: programa de vivienda practicado por prominentes miembros del partido en el Estado de México, que consiste en adquirir una residencia -ya sea en las Lomas o en Malinalco-, gracias a la “ayuda” de un futuro contratista del gobierno.

Consejo Político Nacional: órgano partidista deliberativo integrado actualmente por aproximadamente 720 priistas, que avala a mano alzada decisiones cupulares tomadas previamente en torno a: método para elegir candidatos, reformas a Programa de Acción y Estatutos, reglamentos internos, presupuesto del partido, campaña de comunicación e imagen del partido y plan anual de trabajo, entre otros temas.

Convención de delegados: uno de los tres métodos estatutarios de elección de candidatos priistas. Aunque está en desuso, este método está resurgiendo en los estados donde el partido está en crisis, como alternativa para evitar la consulta a la base. En medio de cuestionamientos, acaba de elegirse así a la nueva dirigencia en Chihuahua.

Cuadro: priista con abolengo, antigüedad o pedigrí, que en su hoja de servicio puede presumir elecciones ganadas, movilización de estructuras u operaciones de cualquier índole que beneficien al partido. En el actual sexenio, también se considera “cuadros” a los secretarios del gabinete o funcionarios federales cuya militancia priista permanecía en la clandestinidad (ejemplos: Enrique Ochoa, Aurelio Nuño o José Narro.

Dedazo: cuando el Presidente de la República decide quién será su sucesor. Actualmente, se disfraza como acuerdo de unidad entre precandidatos. Ver: Comisión para la Postulación de Candidatos.

Destape: acción y efecto de declarar o autodeclararse apto o dispuesto a ser el mero mero candidato a “la grande”; también empleado para aspirantes a gobernador, alcaldes o dirigentes del partido.

Disciplina: la cualidad más valorada y premiada en la cultura priista. Observancia estricta de las normas escritas y especialmente las no escritas. Subordinación absoluta al superior jerárquico, al dirigente en turno y al candidato en tiempos de campaña. Ver: Besamanos, Foto y Genuflexión.

Estructura: ejército de operadores, movilizadores, promotores y/o compradores del voto. Para que funcione, es necesario “aceitarla”, preferentemente con recursos públicos, dádivas o programas sociales.

Firmeza: según los nuevos gurús de las campañas priistas, esta palabra pronunciada con entusiasmo y apretando el puño derecho, resulta atractiva al electorado. Referencias: campaña de Alfredo del Mazo y spots de Enrique Ochoa Reza.

Foto: el que se mueve no sale en ella. (En el sexenio actual, hay priistas que aplican la regla a la inversa: se mueven, para salir en la mayor cantidad posible de “selfies” y llamar la atención del PPP).

Genuflexión: acción y efecto de doblar la rodilla, bajándola hacia el suelo, ordinariamente en señal de reverencia.

Hueso: cargo público al que se aspira o el que se está ejerciendo, del que se pueden obtener jugosos dividendos para el disfrute personal o grupal. Se recomienda roer sin llegar a afectar el tuétano. (En caso de llegar al tuétano, prepárese para la extradición).

Línea: lo que todos los priistas deben decir, pensar y hacer. Se dicta desde Los Pinos si el Presidente es militante. Durante los gobiernos panistas (2000-2012), se emitía desde los palacios estatales de gobierno.

Monexgate: método de financiamiento de la campaña presidencial de Enrique Peña Nieto en 2012, que consistía en usar monederos electrónicos entre los electores para promover el voto a favor del partido. La Unidad de Fiscalización del IFE y la Secretaría de Hacienda investigaron el probable uso de dinero ilegal para financiar esta operación. Al quedar impune, el método se ha replicado en posteriores elecciones, usando otras instituciones financieras.

Movilización: acción o efecto de movilizar a las bases y/o votantes del partido, especialmente con dos fines: para llenar un mitin y “mostrar músculo”, o para acudir a votar el día de la jornada electoral.

Operador: todo aquel cuadro partidista experto en ganar elecciones. También llamados mapaches, alquimistas o ingenieros electorales.

Organizaciones: toda aquella forma de agrupamiento que no cabe en los tradicionales sectores priistas, pero que funciona para obtener un asiento en el Consejo Político Nacional. Actualmente, se reconocen 11: Movimiento Territorial; Organismo Nacional de Mujeres Priistas; Asociación Nacional de la Unidad Revolucionaria; Red de Jóvenes por México (antes Frente Juvenil Revolucionario); Fundación Colosio; Instituto de Capacitación y Desarrollo Político; Movimiento PRI.MX; Federación Nacional de Municipios de México; Conferencia Nacional de Legisladores Priistas; Asociación Nacional Revolucionaria General Leandro Valle y Agrupación Nacional de Militares Retirados.

Pemexgate: método de financiamiento de la campaña presidencial de Francisco Labastida en las elecciones presidenciales de 2000, sancionado por el IFE con una multa de mil millones de pesos, pero sin castigos penales para sus protagonistas. A pesar del escándalo, los líderes petroleros Carlos Romero Deschamps y Ricardo Aldana siguen siendo cuadros distinguidos y legisladores del priismo.

Peñismo: término acuñado en el año 2009, cuando el entonces gobernador del Estado de México prestaba su imagen, su popularidad y los recursos de su entidad para ganar elecciones en todo el territorio nacional. En 2012, esta corriente operó el “milagro” de regresar al PRI a Los Pinos.

Presupuesto: vivir fuera de él es un error.

PPP: Primer Priista del País; el Presidente de la República, cuando milita en el PRI. En los estados, el gobernador en turno, si es priista.

Primero el proyecto: eufemismo repetido por los dirigentes del partido para ocultar que no se tiene un presidenciable bien posicionado de cara al 2018.

Salinismo: sexenio de Carlos Salinas de Gortari (1988-1994), en el que el PRI todavía tenía mayoría absoluta en las dos Cámaras del Congreso y que inició gobernando los 31 estados de la República y la capital del país. Corriente priista que subsiste hasta nuestros días y a la que se atribuye la autoría de múltiples operaciones políticas, complots y candidaturas.

Sana distancia: término acuñado por el presidente Ernesto Zedillo en la XVII Asamblea Nacional (1996), que supuestamente pretendía promover la autonomía del partido respecto del gobierno. Aunque Zedillo prometió “amputarse el dedo”, terminó imponiendo seis dirigentes priistas durante su sexenio (María de los Ángeles Moreno, Santiago Oñate, Humberto Roque, Mariano Palacios, José Antonio González y Dulce María Sauri) y al candidato presidencial Francisco Labastida.

Sandías: candidatos rojos por dentro y verdes por fuera; priistas postulados por el Partido Verde, generalmente porque no tuvieron cabida en el reparto de candidaturas.

Sectores: fórmula inventada por Lázaro Cárdenas para organizar el corporativismo en tres grandes grupos gremiales (Agrario, Obrero y Popular), a la fecha aglutinados en la Confederación Nacional Campesina (CNC), la Confederación de Trabajadores de México (CTM) y la Confederación Nacional de Organizaciones Populares (CNOP).

Tapado: el preferido del Presidente para sucederlo antes de ser declarado candidato; preferentemente, miembro del gabinete. El último tapado fue Francisco Labastida (en 1999), pero perdió las elecciones de 2000. Este año, varios secretarios aspiran a ser el tapado de Peña Nieto.

Transa: práctica de uso común durante los gobiernos priistas para facilitar un trámite, obtener una ganancia, evadir un obstáculo legal, ocultar un desvío o un desfalco. En el régimen hegemónico se acuñó la expresión “el que no transa no avanza”. Ver: Conflicto de interés.

Verde: aliado incondicional en todos los procesos electorales de 2003 a la fecha. Emblema utilizado para colocar en las candidaturas a aquellos priistas que no caben en las listas del PRI (Ver: Sandías). Partido empleado para quedar bien con las televisoras, golpetear al INE y burlar las leyes electorales.

Agencia Reforma.

Mujeres priistas se suman al proyecto de AMLO rumbo al 2018

Las ex priistas Lorena Villavicencio y Verónica Martínez anunciaron su apoyo al proyecto para 2018 del líder nacional de Morena, Andrés Manuel López Obrador.
En conferencia, las también integrares de la organización Mujeres de Hierro mencionaron que se suman a las filas de Morena.

Lorena Villavicencio, ex diputada local dijo que no van “por un hueso”, sino a conformará agenda en materia de defensa de la mujer.

Mientras que Verónica Martínez, quien militó 25 años en el tricolor y fue candidata a la Asamblea Constituyente, afirmó que su salida del partido se debió a la falta de respaldo a las mujeres.

Ambas coincidieron en que la falta de castigo hacia el ex líder del PRI en la Ciudad de México, Cuauhtémoc Gutiérrez como responsables de una presunta red de prostitución al interior del partido las llevó a declinar su militancia.

Por ello anunciaron que el 9 de abril próximo se sumarán a la firma del pacto con Andrés Manuel López Obrador, en él Monumento a la Revolución.

Fuente: Publimetro.

Ivonne Ortega en #Acapulco:”Todos les hemos fallado”

En Pie de la Cuesta, Ivonne Ortega, voluntarios y vecinos, realizaron trabajos de resane y pintura de la barda de la capilla María Estrella Del Mar.

Por El Marqués de Puerto Marqués.

Si hay alguien perdido o extraviado rumbo a las próximas elecciones, esa tendría que ser la diputada federal con licencia del PRI y aspirante a la Presidencia de México, Ivonne Ortega Pacheco.

Ortega Pacheco en conferencia de prensa reconoció que existe una condición compleja con su partido político rumbo a las elecciones de 2018, debido a la molestia generalizada de los mexicanos hacia todos los partidos políticos, pero en especial a su partido al afirmar que gran parte de la sociedad “sienten que les hemos fallado”.

De visita en Acapulco la ex gobernadora habló de las iniciativas que presenta en su plataforma “Hazlo por México”, es decir iniciativas que solo vienen a presentarnos algunos políticos para disfrazar sus verdaderas aspiraciones políticas. Algo como lo que hace aquí  un día si y otro día también el empresario Jako Badillo.

Más relajada conforme avanzaba su conferencia, quizás por el calor porteño, Ortega hablo de sus “aspiraciones” a la Presidencia y dijo que ella posee capacidades suficientes para el cargo, ya que tras gobernar el estado de Yucatán agarro “mucho colmillo”.

La también comadre de Galilea Montijo no desaprovechó la oportunidad y hablo de Andrés Manuel López Obrador, pero en este punto fue cuando la ex gobernadora se tropezó, al asegurar que las encuestas que perfilan como ganador a López Obrador pueden fallar, en referencia a las pasadas elecciones de Estados Unidos, en las que finalmente ganó Donald Trump a su contrincante Hillary Clinton, afirmó la golondrina yucateca.

Pero no todo fue un picnic para Ortega Pacheco, ya que se mostró molesta cuando se le pregunto por el ex gobernador Javier Duarte y solo dijo que debe aplicarse la ley y comprobar responsabilidades a cualquier actor político, sin importar colores.

Sobre el trabajo del gobernador de Guerrero, también aprovecho para hacerle un guiño a nuestro grisáceo gobernador Héctor Astudillo Flores y justificó sus acciones (sic) para enfrentar la inseguridad del estado…¿A cual de todas las acciones se quizo referir Ortega Pacheco nos preguntamos los guerrerenses?

Experta en el tema de la demagogia la desconocida ex diputada -al menos por estos rumbos- aprovecho para pegarle al difuntito PRD al decir que el problema que vive Guerrero no es de un año, “sino de muchos atrás” con gobiernos irresponsables que permitieron el avance del crimen organizado. 

Quizás en sus respuestas amaneradas cuando menciona a gobernadores irresponsables, también este incluyendo a Rene Juárez y de ahí para abajo ¿O acaso la golondrina yucateca solo escupe para arriba y no se moja? 

Y mientras su servidor se perdía en la inmortalidad del cangrejo durante la abulica conferencia, la ex gobernadora sintió que el maquillaje ya se le comenzaba a escurrir por sus mejillas colágenadas y dio por terminada su conferencia, para irse como llego a Acapulco, es decir, sin pena ni gloria.

Seguramente no la volveremos a ver pronto por estos rumbos.

Twitter @TiempoGro 

PRD vs PRI: Guerra de Partidos 

Por Efrain Flores.

En su obra El Arte de la Guerra, Sun Tzu señala que cuando un general es exasperado, es fácil de descontrolarlo. ’Provócalo y enfurécelo para que avance aturdido y pierda la perspectiva de su plan inicial de ataque’. 

Tal parece que eso fue lo que hizo Heriberto Huicochea Vázquez, dirigente estatal del PRI, contra Celestino Cesáreo Guzmán, del PRD.

Ambos personajes dirigen a los institutos políticos más importantes y que han detentado el poder en el estado de Guerrero. 


En 2018 nuevamente medirán fuerzas. Por eso han protagonizado una guerra en los medios de comunicación tildándose de ’vándalos’, de ’encabezar un partido de quinta’ y de ’utilizar un leguaje violento’, etc.
Todo inició por la marcha del pasado sábado que encabezó el PRD contra el gasolinazo en Chilpancingo. Según Huicochea, los perredistas cometieron actos vandálicos y se comportaron como un ’partido de quinta’. 


Lo cierto es que al dirigente priista le molestó que durante la marcha en contra del gasolinazo, los perredistas cuestionaran severamente las políticas impulsadas por el gobierno de Enrique Peña Nieto y por gritar consignas contra el PRI.


’Salieron a las calles a llamar a la violencia, no a proponer ni a buscar el diálogo, sólo acciones de fuerza que llegan a aterrorizar a la gente que presencia sus actos llenos de odio’, señaló a través de un boletín.


La respuesta de Celestino Cesáreo no tardó en llegar. Mordió el anzuelo. Lo provocaron y tenía que contestar para ’defender’ a su partido. 


Aprovechando su condición de opositor, el perredista se lanzó con todo. Acusó a Huicochea de comportarse ’como un hombre con severas limitaciones’ y quien no va más allá de descalificar y ofender. Y lo invitó a explicar con argumentos a todos los inconformes y afectados (del gasolinazo) y el por qué el gobierno federal no quiere dar marcha atrás al incremento a las gasolinas.


Un día Isaac Newton dijo ’A toda acción le corresponde una reacción’. Y así fue. Celestino reaccionó. 


Y eso no fue todo. El perredista negó que los participantes en la marcha hayan incurrido en actos vandálicos y le sugirió al priista moderar su lenguaje violento, ya que él ’no caerá en un torneo de insultos’.

La confrontación seguirá. De eso no hay duda. 2018 está a la vuelta de la esquina. 
El PRD pretende ganar terreno en Guerrero para recuperar la gubernatura en 2021. El PRI, desde luego, hace todo lo posible para que eso no ocurra. Huicochea no es nuevo en política, pero le falta liderazgo. 

Celestino muy pronto dejará la dirigencia del PRD. Sabe que si se queda callado será severamente cuestionado por sus correligionarios. Además, le interesa seguir escalando políticamente. No quiere quedar fuera de la jugada.

Lo que el PRI y el PRD olvidan es que no serán los únicos actores en disputar el poder. Muy pronto tendrán a Andrés Manuel López Obrador haciendo proselitismo a favor de sus gallos en Guerrero. Es algo que debe preocuparles.

Claro, hacen bien en ignorar a Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros, gerente de Morena en la entidad, quien quiere figurar mediáticamente golpeteando al PRI, PRD y PAN. El peligroso no es él, sino el eterno candidato presidencial.

Leer más en https://todotexcoco.com/dirigentes-en-guerra-e3jY4e3Te35.htm


Comentarios: E-mail: efrain_flores_iglesias@hotmail.com; Facebook: Efraín Flores Iglesias; Twitter: @efiglesias 

Mitómano, soberbio, engreído e insensible: El Priísta Marco Antonio Leyva Mena.

Chilpancingo es un basurero en todos los sentidos, una de las peores ciudades para vivir del mundo.

En 16 meses ha demostrado que le quedó grande la Presidencia municipal de Chilpancingo. Es mitómano, soberbio, engreído e insensible. 

No soporta que en reuniones de trabajo le cuestionen sus desatinos, porque inmediatamente abandona el lugar.
No tiene un buen equipo de colaboradores. Todos son soberbios e ineptos como él. Recordemos que similares a traen a similares.


Por supuesto, me refiero a Marco Antonio Leyva Mena.


El ’Alcalde Chambitas’, motejado así en las redes sociales desde el inicio de su administración, está desarraigado del pueblo. No le importa Chilpancingo. 

Y si llegó a la Presidencia municipal en 2015 fue por el efecto Astudillo, y por los votos que le aportaron el ex alcalde Mario Moreno Arcos y el ex diputado federal Jorge Salgado Parra.


Ya se acostumbró a retener las quincenas, aguinaldos y otras prestaciones de ley a los trabajadores del Palacio Municipal y de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo (Capach). Por eso le protestan a cada rato.


No ha realizado obras de impacto social y no le gusta gestionar recursos en la Federación. Solamente está a la espera de que el gobernador Héctor Astudillo Flores le resuelva todos sus problemas.

El tema de la basura le reventó en los últimos días. No es un problema nuevo, pero desde antes de asumir el cargo no diseñó ninguna estrategia para solucionarlo. Prefirió confrontarse con el gobierno municipal de Tixtla para instalar en la localidad de Matlalapa un relleno sanitario intermunicipal.

Sus operadores y él son malos para operar políticamente. Son cuadrados y quieren imponer a la fuerza su voluntad. Y así pues no se puede. 

Pero en lugar de aceptar sus errores, especialmente su ineptitud, Marco Antonio Leyva le echa la culpa a sus adversarios. 

No tolera la crítica. Le gusta ser adulado por sus cuates y colaboradores, quienes le dicen que ’va bien’, que es ’un excelente presidente municipal’ y que ’merece la reelección en 2018’.

Lo cierto es que no solamente los trabajadores municipales le han protestado en el Palacio Municipal. También lo han hecho transportistas, colonos, comerciantes, recolectores de basura y pepenadores.

Los ciudadanos que han acudido a plantearle sus problemas lo han exhibido por mentiroso, ya que no cumple lo que promete. Y el más claro ejemplo lo tenemos con los recolectores de basura, quienes la noche del lunes 30 se trasladaron en la plaza cívica ’Primer Congreso de Anáhuac’, donde estacionaron sus camionetas repletas de basura, pues no tenían un lugar para depositarla.

El alcalde de marras recibió a una comisión en el Palacio Municipal para cuestionarles su actitud y les dijo que no se preocuparan, que ya tenía un lugar disponible al norte de la ciudad para que depositaran la basura. 

Los inconformes le reclamaron incumplir acuerdos. Pero confiados en que ahora no les iban a fallar, los recolectores de basura se dirigieron a la colonia Industrial –ubicada entre las colonias Galeana y San Rafael Norte–, pero se llevaron la sorpresa de que los vecinos de esa demarcación se habían organizado para impedir que ya no se depositara ninguna tonelada más de basura, ya que el sábado 28 habían acordado con el Ayuntamiento que se iba a respetar el lugar.

Marco Antonio Leyva envió como su representante en la citada colonia al zumpangueño Roberto Ramírez Dircio, quien fracasó en la negociación con los pobladores. Casi lo corrieron del lugar. 

Ante esa situación, los de ’la basura jefa’ se dirigieron nuevamente a la explanada del zócalo. Estaban muy molestos. Cayeron otra vez en la trampa de ’El Chambitas’. ¡Zas!

Si ya lo conocen como es, ¿por qué siguen confiando en él? Pero en fin, así se le gusta ’gobernar’ Marco Antonio Leyva, a través de mentiras.

Lo que no se ponen a pensar sus asesores y aduladores es, que con tanta basura al aire libre puede generarse un grave problema de salud pública.

Queda claro que con gobernantes como Marco Antonio Leyva no se pueden esperar buenas acciones. 

Ha sido el peor alcalde que ha tenido Chilpancingo y, lo peor de todo, es que él cree que ha hecho un papel extraordinario. 

Ah, y ya se prepara para reelegirse para otro periodo más.

2018 está a la vuelta de la esquina, pero eso no parece importarles a los dirigentes del PRI, ya que prefieren seguir encubriendo a malos gobernantes como Marco Antonio Leyva. Es cuanto.

Comentarios: E-mail: efrain_flores_iglesias@hotmail.com; Facebook: Efraín Flores Iglesias; 

Twitter: @efiglesias – 

Fuente: http://todotexcoco.com/el-mitomano-que-gobierna-chilpancingo-OTkyOTk.htm#sthash.kjs4XsoT.dpuf

EXISTE ORDEN DE APREHENSIÓN CONTRA DIPUTADO compadre del ‘TEQUILERO’

El Priísta Saúl Beltrán Orozco: Compadrazgo criminal.

José Antonio Zeferino Gil era trabajador de Catastro en la Presidencia municipal de San Miguel Totolapan, Guerrero; el 24 de septiembre de 2014, un grupo de la delincuencia organizada apoyado por policías municipales lo sacó de su domicilio.

José Zeferino Vergara, padre de la víctima, declaró ante el Ministerio Público: “al día siguiente, veinticinco de septiembre de ese mismo año, fui a ver al presidente municipal de San Miguel Totolapan, Guerrero, y me dijo que regresara al día siguiente… El me dijo: Mira ya no vas a volver a ver a tu hijo. Me retiré y entendí qué me quiso decir, que ya lo habían matado”.

José Antonio Zeferino Gil atestiguó, un día antes de su desaparición, el secuestro de José Ascensión Acuña, párroco de la iglesia de San Miguel Totolapan, quien ofició el bautizo donde Saúl Beltrán Orozco y Raybel Jacobo de Almonte, “El Tequilero”, se hicieron compadres.

Al padre Acuña lo secuestraron el 22 de septiembre de 2014.

Según el Movimiento de Paz de San Miguel Totolapan, a Zeferino Gil “le tocó presenciar cuando un grupo de “Los Tequileros” y un escolta del presidente municipal, en ese momento, Saúl Beltrán Orozco, fueron y sacaron de la iglesia donde no había nadie. Él presencio cuando lo sacaron y se dio cuenta que lo mataron, porque a los tres días apareció muerto y por haberlo hecho fue que también fue asesinado, fue mandado asesinar por Saúl Beltrán Orozco”.

Saúl Beltrán Orozco fue presidente municipal de San Miguel Totolapan de octubre de 2012 a 2015, bajo las siglas del Partido Revolucionario Institucional (PRI).

Perla García, policía municipal en esa administración y actualmente detenida, está acusada de secuestrar y asesinar al sacerdote, José Ascensión Acuña, en septiembre de 2014.

En su declaración ministerial detalló quién ordenó matar al religioso: “El presidente ordenó que levantáramos al cura, por problemas que tenía con él y lo fuimos a sacar de la iglesia el día ventidós de septiembre de dos mil catorce”.

La expolicía agregó en su declaración: “Cuando entramos a la iglesia iba entrando José Antonio Zeferino Gil, que trabaja en Catastro, y el vio la forma cómo fue que nos llevamos al cura, así que nos ordenó el presidente municipal, Saúl Beltrán Orozco, que lo desapareciéramos para que no hablara”.

El noticiero 10 en Punto documentó la relación de compadrazgo entre Raybel Jacobo de Almonte, líder delictivo de “Los Tequileros” y Saúl Beltrán Orozco, ahora diputado local de Guerrero, quien bautizó a su hija Marisol. El político no negó la relación.

“Ya lo saben ustedes. ¿Qué les puedo decir?”, comentó el diputado Beltrán Orozco. “Ahí está la boleta, ya lo vieron. Si me exhibieron pues yo que les puedo decir… si a veces ni a los hijos podemos enderezar y ustedes quieren que yo sea culpable, por un compadre”, añadió.

El 9 de enero pasado, una jueza de Guerrero determinó que existen elementos para girar la orden de aprehensión en contra de Saúl Beltrán Orozco por considerarlo probable responsable de homicidio calificado, de José Antonio Zeferino Gil.

La orden de aprehensión no ha sido ejecutada aún.

 Con información de Raymundo Pérez Arellano – Noticiero Televisa.

La nueva dirigencia del PRI al servicio del Gobernador Astudillo & Co.

Asutidillo, muchos dicen que es un gobernador gris y sin personalidad, pero sin duda con la mira muy alta hacia el futuro. Foto Jose Luis Piedra.

Un PRI a la vieja usanza caciquil es el que se está diseñando en Guerrero para mantenerse en el poder por un largo periodo de tiempo o al menos eso es lo que intentan el gobernador Héctor Astudillo Flores, el actual subsecretario de Gobernación, René Juárez Cisneros, y la excanciller Claudia Ruiz Massieu.

Por esta razón los subordinados Hector Huicochea Vázquez y Gabriela Bernal Reséndiz, cuya hermana fue detenida junto a un jefe de sicarios del cártel de los Beltrán Leyva en Acapulco, se registraron como planilla única para asumir la dirigencia estatal del PRI en Guerrero.

De esta manera los grupos de poder del partido tricolor ahora serán controlados por Astudillo, Juárez y Ruíz Massieu, quienes llevarán mano en las candidaturas de los próximos procesos electorales.

Según informo el semanario PROCESO Huicochea Vázquez, era el coordinador del programa Seguro Popular y durante su periodo como funcionario de la administración de Astudillo se le recriminaba al gobernador porque Huicochea hacia negocios personales al amparo del poder.

Huicochea recibió también por parte del gobierno de Astudillo una concesión para instalar una fosa común, incluso, por lo irregular del proceso las autoridades de la Fiscalía General y de Salud estatal se han rehusado a informar cómo se adjudicó el contrato.

Por su parte, Gabriela Bernal dejó el cargo de titular de la Secretaría de la Mujer del gobierno astudillista para ocupar la secretaría general del PRI estatal y se le considera  gente cercana a la excanciller Claudia Ruiz Massieu.

Los nuevos dirigentes sustituyen a José Parcero López.

Con información de Proceso.