Simuladores.

Otra farsa más de López Obrador:

Salud federal se muda a Acapulco pero solo lo harán los subordinados, porque sus jefes no se van.

Y aunque su titular, Jorge Alcocer, visitó sus próximas oficinas la semana pasada y en teoría, se iría del edificio de Lieja, en la CDMX. En realidad, él y su séquito tendrán oficinas en Paseo de la Reforma, muy cerca de Palacio Nacional.

En la exhibición de las oficinas, estuvieron el gobernador Héctor Astudillo, y la gobernadora electa, la “Torita” Salgado, quienes no han sido informados cuánto personal emigrará de la capital del país, ni cuántos acapulqueños serán contratados. Lo que si se sabe es que hay mucha inconformidad entre el personal de salud por tener que mudarse a una de las ciudades más inseguras del mundo y con uno de los peores servicios municipales de México; ya que no hay agua, el puerto tiene una mala recolección de basura, la imagen urbana es de terror, el precio de la electricidad está por las nubes al igual que el de la gasolina, además de ser una ciudad insegura e ingobernable.

Así la triste realidad para los empleados que tengan que emigrar de la Ciudad de México rumbo al Puerto de Acapulco.

Ah, quienes preguntan por Hugo López-Gatell, el señor sólo viajará a Acapulco pero por placer. El fue el primero que dijo que ni loco se movería a Acapulco.

Twitter @TiempoGro