El nuevo gobierno que encabezará la hija de Félix Salgado sigue sin presentar un solo plan congruente en algunos de los sectores que más importan, como en el caso de la economía, en donde asegura la futura gobernadora que “la inversión va a llegar por sí sola” o al menos así lo señaló en una entrevista al diario “El Sol de México” en donde se dedicó a repetir las mismas frases de siempre sobre la problemática histórica de Guerrero, aquí les dejamos algunas:

“Los cacicazgos tienen que terminar. El creerse que son dueños del estado, también tiene que terminar. Nosotros somos servidores del pueblo. El pueblo es el que tiene la última palabra, y el que tiene que mandar, no nada más una persona, no nada más la figura del gobernador, la gobernadora o de algunas familias o cacicazgos.” Eso habría que explicarselo al cazique de su padre y a toda su familia, ya que seguramente tendrán metidos en la nómina del gobierno a toda su parentela, como alguna vez ya lo hizo Félix en el Ayuntamiento de Acapulco.

“Tenemos riquezas naturales, culturales, gastronómicas, históricas. Guerrero es un pueblo de hombres y mujeres valientes. Se trata de dar a conocer a nivel nacional e internacional, todas esas bellezas: tenemos muchas obras de arte que realizan nuestras mujeres indígenas, una gastronomía de envidia, unas playas que para mí son las mejores del mundo y el mejor clima, y unos paisajes maravillosos. Todo eso tenemos que darlo a conocer. Tenemos que lanzar a Guerrero para que esté en los primeros lugares en educación, en turismo, en seguridad. Hay que coordinarnos también con los municipios, y con el gobierno federal, para garantizar la cobertura total de los servicios públicos; pero también en seguridad y en turismo, y la inversión va a llegar por sí sola.” ¿Cuántas veces no hemos escuchado esto? De nada sirve decirlo si no existe un plan para detonarlo, está señora tan solo repite y recicla frases de otros gobernantes jurásicos de la época de su papá o del propio Félix.

“Para que exista el desarrollo, necesita fortalecerse la seguridad pública, la gente debe sentirse a salvo en Guerrero”. Nuevamente no explica cómo se fortalecerá la seguridad, todos son frases gastadas que parece que su padre se la dicta mediante un apuntador.

También la gobernadora electa adelanta que el principal eje de su administración estará en el combate a la corrupción, contra la que anuncia tolerancia cero, fortalecer la fiscalía anticorrupción, la rendición de cuentas, adiós al diezmo y al moche, seguimiento a las denuncias y fin de la impunidad. “Yo estaré muy al pendiente de esas denuncias para acabar con esta práctica que ya estaba institucionalizada como algo muy normal. Los empresarios y constructores lo tenían ya proyectado en su presupuesto (sic), y yo les digo que no tiene por qué ser así. Esto da a los empresarios certeza, tranquilidad de que su inversión está segura”. ¿Usted le cree? Nosotros no, si sus palabras fueran más contundentes y no por “encimita” ya que se ve que no conoce muchos de los temas que menciona, tal vez tendrían credibilidad. Esta práctica que se acrecentó en el gobierno de Héctor Astudillo continuara, solo que con otros nombres.

El problema con Evelyn es que tiene a su padre en el hombro y por eso nada de lo que diga, es cien por ciento honesto. Ya que su padre ha sido uno de los peores gobernantes de la historia moderna del Estado de Guerrero.

Evelyn Salgado, dice que se ha especializado en temas de la mujer. Y por ello cuando se le pregunta por la violencia contra las mujeres en el estado y la marginación parece abundar más en el tema, “Guerrero tiene que ser un santuario de las mujeres, vamos a trabajar para erradicar la violencia hacia la mujer en todos los términos y figuras que exista, eso tiene que terminar y vamos a iniciar con La Montaña”. Para que esto sea verdad tendría que empezar por darle voz y atender a la demanda de todas las mujeres que han acusado a su padre por violación y violencia de género. Pero eso nunca pasará, así que en este tema también estará reprobada.

En lo único que estamos de acuerdo con ella es cuando dice: “Yo no tengo una gran trayectoria política y lo que podrían pensar que era mi debilidad es mi gran fortaleza.” ¿Que tal?

Así las cosas en Guerrero, se viene un periodo muy oscuro para todo el estado. Morena no sabe gobernar, hay pruebas contundentes de ello en todo Guerrero, Félix, su papá, tampoco tiene una idea de como hacerlo y ella menos. Lo peor es que lejos de buscar rodearse de gente inteligente y honesta para hacerlo, se están rodeando de lo peor de lo peor de sus cuadros políticos y de aquellos personajes que les están imponiendo desde la Federación los hijos de AMLO.

En resumidas cuentas el gobierno de esta señora nunca será legítimo por el solo hecho de que pactó con el gobierno de Héctor Astudillo para que no hubiera cacería de brujas y se le permitiera al gobernador y a toda su gente irse limpios sin rendirle cuentas a nadie, aún cuando ha sido uno de los gobiernos más corruptos de los últimos cincuenta años.

Por esta sencilla razón el gobierno de es más de lo mismo o quizás sea aún mucho peor, porque no cualquiera ha tenido operando en la oscuridad al cazique, violento, anticuado, represor y poco honesto de Félix Salgado.