Ante escenarios de saturación hospitalaria en entidades como Guerrero, el subsecretario de Salud, Hugo-López Gatell, solicitó a Gobernadores acelerar la reconversión hospitalaria debido a la tercera oleada del Covid-19.

En una videoreunión privada con miembros de la Conago, explicó que hay un 49 por ciento de ocupación nacional de camas generales y 40 por ciento de camas con ventilador, pero alertó sobre entidades que están a punto de alcanzar su capacidad máxima actual, las cuales requieren ampliar el número de espacios disponibles.

“(Hay una) importante variabilidad entre las entidades federativas; hay entidades federativas como Colima que nos reportan ocupaciones ya casi del 97 por ciento y otras como Guerrero que ya rebasan el 70 por ciento”, alertó.

“Están próximos a tener una situación de colapso de infraestructura hospitalaria, esto ocurre también en otras entidades, (…) Guerrero también”, agregó López-Gatell.

De acuerdo con los informes de ocupación hospitalaria, advirtió, los porcentajes en algunos lugares se están acercando al máximo.

“Entonces, el llamado completo es que no retarden la reconversión hospitalaria. Es importante que los servicios estatales también amplíen su capacidad”.

Con respecto al regreso a clases presenciales, López-Gatell anunció a los Mandatarios estatales que la educación se considerará actividad prioritaria y esencial.

Es decir, puntualizó el funcionario, que no “estará sujeta a restricciones” aun cuando haya color rojo del semáforo epidemiológico.

“El semáforo, en este momento vigente, que presentamos públicamente hace un par de semanas y se publicó en el Diario Oficial hace unos días requiere que liberemos la posibilidad legal de la SEP de poder llamar a las aulas cuando se tienen semáforos superiores al amarillo”, detalló.

Con información de Reforma.