Morelos enfrenta una creciente de contagios con 208 nuevos casos de Covid-19 en un lapso de 24 horas, entre los que se cuentan pacientes del Estado de México y Guerrero. La crisis por el nuevo coronavirus también alcanzó a la infraestructura hospitalaria porque de acuerdo con Eduardo Sesma Medrano, encargado de la Jefatura de Epidemiología en el estado, la ocupación hospitalaria en la última semana aumentó.

La alerta sanitaria obligó al gobierno de Morelos a regresar al color rojo en el semáforo epidemiológico desde hace ocho días, pero la medida no ha logrado bajar la movilidad de las personas ya que los restaurantes y bares continúan abiertos sin respetar las medidas de salud.

Según datos oficiales, el desarrollo de los contagios es exponencial y hasta ayer se contaban nueve mil 595 personas contagiadas, otras 300 estaban consideradas como activas, así como mil 547 sospechosos y mil 617 muertos.