Los hospitales en Durango se encuentran en su límite de capacidad para atender a pacientes infectados por covid-19, por lo que se tomaron nuevas medidas sanitarias por parte del Gobierno del Estado.

José Rosas Aispuro Torres, gobernador de Durango, comentó que se reducirá la cantidad de usuarios por unidad en el trasporte público, no será mayor del 50 por ciento. Además que se aumentará la frecuencia de proceso de desinfección de las unidades. Incluso, los usuarios y choferes deberán utilizar el cubrebocas de manera obligatoria. De lo contrario serán sancionados por las leyes vigentes.

En el caso de la venta de bebidas contenido alcohólico, expuso que los horarios serán hasta las 21:00 horas de lunes a sábado y los domingos no se venderá. Los negocios como antros, bares, cantinas y salones de fiesta cerrarán sus puertas de manera indeterminada.

Los restaurantes prestarán servicio hasta la 22:00 horas.

No se permitirán reuniones en los hogares y en casos de realizarlas, se sancionará al propietario. Se pospondrán los matrimonios en el Registro Civil en las siguientes semanas, ya que en las reuniones para festejos es donde más se dan los contagios.

El primer mandatario comentó que es un llamado ante un rebrote a eliminar la movilidad innecesaria. Y quien no tengan necesidad de salir de su hogar, no lo haga.