Guerrero.- Durante los cinco años que lleva la administración del gobernador Héctor Astudillo Flores se incrementó la cifra de personas desaparecidas y el hallazgo de fosas clandestinas en la entidad.

Además, se mantiene el promedio anual de dos mil homicidios dolosos, indican informes oficiales de la Secretaría de Gobernación federal.

En los últimos seis años se registraron 780 personas desaparecidas en Guerrero, de las cuales 325 casos se documentaron oficialmente en cuatro años, es decir, de enero de 2014 a abril de 2018.

No obstante, en los siguientes dos años, la cifra de personas no localizadas se incrementó a 455 del 1 de diciembre de 2018 al 30 de septiembre de este año, señalan datos oficiales del Registro Nacional de Personas Desaparecidas de la Secretaría de Gobernación.

Además, la entidad ocupa el tercer lugar a nivel nacional en hallazgo de fosas clandestinas, pues de 2006 al 30 de septiembre de este año se reportó la ubicación de 383 casos, de los cuales 123 se localizaron en los últimos dos años.

En el número total de cementerios clandestinos ubicados en Guerrero han sido exhumados 563 cuerpos, refiere el informe presentado esta semana por el subsecretario de Gobernación, Alejandro Encinas Rodríguez.

La cantidad de cadáveres que han sido identificados y entregados a sus familiares no fue revelada.

Homicidios dolosos

En tanto, la cifra de homicidios dolosos de 2015 a agosto de este año ha dejado un saldo de 11 mil 166 asesinatos en la entidad, indican cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP).

Tan solo en los cinco años que lleva la administración de Astudillo, suman nueve mil 150 homicidios dolosos con un promedio de dos mil crímenes al año, señalan los informes oficiales.

Solo el año pasado se registraron mil 580 homicidios, cifra que muestra un ligero descenso en comparación con los dos mil 222 reportados en 2018; dos mil 310, en 2017; dos mil 213, en 2016 y dos mil 16 en 2015, indican los informes del SESNSP.

Fuente: Zócalo