Reprobado.

El secretario de salud de Guerrero Carlos de la Peña Pintos esta rebasado, pero extrañamente aún continúa en su puesto a pesar de la pésima labor que ha realizado durante toda la pandemia.

Hoy nuevamente salió como todos los días a cantinflear y afirmó que en las últimas semanas han fallecido más jóvenes víctimas de Covid-19 y pidió a este sector de la población no menospreciar la enfermedad.

Habría que recordarles al secretario que el aumento de muertes se debe principalmente a las medidas equivocadas que ha tomado el gobierno de Guerrero y su secretaría bajo su gestión.

Según las últimas cifras en Guerrero han muerto 2 mil 058 personas por Covid-19, de las cuales 664 han sido jóvenes de entre 25 y 59 años, mil 369 han sido adultos mayores de 60 años y 25 personas han sido menores de 25 años de edad.

Asimismo dijo, la entidad suma 20 mil 419 contagios de coronavirus, además 15 mil 211 personas se han recuperado de esta enfermedad y 776 siguen con el virus activo en su cuerpo al presentar síntomas los últimos 14 días.

Es urgente cambiar

Mantener en su puesto al actual secretario de salud es continuar con una estrategia fracasada ante la pandemia de COVID-19, porque es indudable que a ocho meses, la pandemia sigue fuera de control (en Guerrero) y existe una necesidad por cambiar, corregir y adoptar otra estrategia.

El panorama no es bueno, pero sin la seriedad requerida, continuaremos enfrentando problemas más serios.

Twitter @TiempoGro