La alcaldesa de Acapulco, Adela Román Ocampo, advirtió que aplicará multas y clausuras a los centros nocturnos que no cumplan con los protocolos sanitarios para evitar un repunte de casos de Covid-19.

“No es cierto que en Acapulco se puede hacer lo que se quiera, hay orden, hay leyes, hay normas y se tienen que acatar“, advirtió.

La semana pasada los antros, bares, centros nocturnos y salones de eventos en Acapulco volvieron a abrir luego de que Guerrero transitara a semáforo amarillo.

Sin embargo, el estado retrocedió en una semana al color naranja tras el incremento de casos de coronavirus por la reapertura de estos establecimientos.

“Anoche se clausuraron algunos bares que se salieron de las normas establecidas (…). Seguiremos con estas medidas que tuvimos en la etapa naranja“.

Además, en las calles y zonas públicas la gente camina sin cubrebocas y se aglomera en las playas mientras el destino turístico sigue recibiendo cientos de turistas a diario.

Publicado en Almomento