Por Manuel Benítez.

“Si no se conoce lo que se tiene, no se puede promocionar”, señaló Adela Román Ocampo presidenta de Acapulco, al participar en la sesión virtual del Fideicomiso de Promoción Turística de Acapulco (Fidetur), en la cual participo también Ernesto Rodríguez Escalona, Secretario de Turismo de Guerrero, directivos de la Fidetur, así como presidentes de hoteleros y agencias de viajes.

La alcaldesa señaló que este puerto no solo es playa y discotecas, sino también arte, cultura, artesanía y mucha historia representada, por ejemplo, con los petrograbados de Palma Sola, en consecuencia “hay que trabajar mucho”, exhortó.

Lamentó Román Ocampo el descuido del Centro Internacional Acapulco (CIA), lugar que albergó grandes eventos culturales de talla mundial.

Otros atractivos culturales del puerto, indicó la presidenta municipal, son el Fortín Álvarez, la Ruta del Sol, donde pasó José María Morelos y Pavón durante la guerra de independencia, al igual que el poblado de La Providencia. En Acapulco hay mucha cultura, mucha historia, subrayó.

En ese sentido, comentó ante los integrantes del Fidetur, se debe de ir de la mano en la promoción turística, dejar de lado la indiferencia y la apatía, para que Acapulco resurja como destino turístico. “La gran coincidencia se llama Acapulco”, remató la alcaldesa.

Sin embargo Adela Roman Ocampo olvido mencionar que en lo que va de su gestión solo ha logrado disminuir el “Trabajo Cultural en Acapulco”, son muchos los ejemplos, pero citaré lo más significativos:

No tener un Consejo Municipal de Cultura, cuando ya se estan pensando en el siguiente proceso electoral, el gobierno Municipal de Acapulco 2018-2021, continúa sin tener un consejo municipal de cultura.

Tener una Comisión de Cultura en el Cabildo que preside Alaín Rodríguez Serrano, que solo se ha reunido en dos ocasiones, la primera para su constitución y la segunda para asuntos sin trascendencia.

Además el gobierno de Román Ocampo ha disminuido la labor de la Dirección de Cultura, al no asignarle un presupuesto para el Festival de la Nao 2020, el festival más importante del municipio, así como dice ella misma, “Si no se conoce lo que se tiene, no se puede promocionar”.

Al día de hoy La Nao, no se tiene contemplado en el presupuesto de la dirección de cultura, ni en la Secretaria de Desarrollo Humano, la pregunta es: ¿qué va a presentar este año al menos en forma digitial? además no tienen una jefatura de archivo o memoria de eventos para presentar algo digno o al menos conratar presentaciones de artistas y creadores locales para dar difusión artística y cultural para no estar esperanzados a que el Festival Cervantino o la Secretaria de Cultura les apoye con contenidos del programa Contigo a la Distancia.

Adela también permito que otras dependencias municipales realicen la Feria Internacional del Libro Acapulco, ahora convertida en FLIPA, así como las celebraciones de equinoccio de primavera, la Celebración de Día de Muertos, además de Festivales y Encuentros de Arte Urbano sin el apoyo o visto bueno de la Dirección de Cultura. Dejó sin funcionar las redes sociales de la Dirección de Cultura, dejando sin presencia virtual del trabajo de Acapulco en la materia y permitió que uno de sus asesores hiciera un plan de trabajo con la comunidad cultural pidiendo que trabajen sin pago o remuneración, tan solo por “Amor a Acapulco”.

Adela habla del descuido del Centro Internacional Acapulco, pero tiene en el abandono y sin presupuestos a los Centros Cultural Progreso, Jardín y Ejido Nuevo (estos dos últimos sin responsable).

Si a todo esto se le suman que durante toda la pandemia, no ha dado ningún tipo de apoyo a la comunidad cultural. Si, dieron facilidades a músicos a que se contraten con hoteles y restaurantes, pero no son todos los músicos que existen. En cuanto al resto de la comunidad cultural, no ha brindado ningún tipo de apoyo a ninguna disciplina, ni por convocatoria y mucho menos a espacios culturales independientes.

Por hacer una comparación el Gobierno Municipal de Los Cabos sin tanta arraigo e historia cultural como lo tiene Acapulco, ha dado apoyos en especie a su comunidad cultural y tiene un censo del mismo. Entonces, es primordial para Adela Román Ocampo dar la debida importancia a la cultura en el municipio para poder ofertar turísticamente hablando al puerto en materia de cultura y dejar de vivir de la nostalgia con eventos de antaño.

Foto de portada: Cortesía de la Presidencia.

Publicado en ADN