Dos vacunas contra COVID-19, una británica y una china, mostraron ser seguras para los pacientes y produjeron una respuesta inmunitaria, según resultados de los ensayos clínicos publicados en la revista médica The Lancet este lunes (20.07.2020).

La vacuna británica, desarrollada por la Universidad de Oxford en asociación con AstraZeneca y nombrada AZD1222, generó “una fuerte respuesta inmunitaria” en un ensayo con más de 1.000 pacientes.

“Todavía queda mucho trabajo por hacer antes de que podamos confirmar si nuestra vacuna ayudará a manejar la pandemia de COVID-19, pero estos resultados iniciales son prometedores”, dijo la desarrolladora de vacunas Sarah Gilbert.

“Aún no sabemos cuán fuerte es la respuesta inmune que debemos provocar para proteger eficazmente contra la infección por SARS-CoV-2”, agregó

Por su partes el proyecto chino de vacuna contra covid-19 también mostró ser seguro para los pacientes y produjo una respuesta inmunitaria, según resultados de los ensayos clínicos, publicados hoy en la revista médica The Lancet.

El proyecto de la compañía china Cansino Biologics provocó una fuerte reacción de anticuerpos en otro ensayo en la mayoría de los aproximadamente 500 participantes, según la revista.