El secretario de salud Carlos de la Peña Pintos tiene la soga al cuello, ya que no solo ha demostrado su incompetencia ante un problema de esta magnitud, sino que ha además ha demostrado ser el perfecto peón de ese ajedrez malévolo que está acabando con el prestigio que alguna vez cultivó y que lo llevó a su actual puesto.

Porque si Guerrero está tan mal en estos momentos, es por la gran incompetencia del jefe de ese ajedrez maquiavélico que maneja Guerrero y que por sus enormes fallos se siguen rompiendo nuevos récords de casos confirmados por coronavirus, tanto que ya se rebasan los ocho mil contagios.

Pero por si esto no fuera suficiente, el secretario de Salud estatal, Carlos de la Peña Pintos informó el día de hoy que en Guerrero se registraron hasta este mediodía ocho mil 134 casos y mil 132 defunciones.

En el número de fallecimientos, la entidad cuenta con mil 132 casos, mientras que el municipio más afectado es Acapulco que hasta el día de hoy se mantiene como el epicentro de la pandemia en el estado, con más de cuatro mil 584 contagios y 595 fallecimientos. Le sigue Chilpancingo con 997 casos y 113 decesos.

Ante este rojo panorama, todo pinta para que Guerrero regrese al semáforo rojo este viernes y si se mantiene en color naranja, solo será porque una vez más se le dará prioridad a lo económico sobre la salud.

Casa Guerrero

Uno de los colaboradores más cercanos del gobernador Héctor Astudillo Flores, Emilio Cienfuegos Luna falleció este miércoles a consecuencia de contagio de Covid-19, él al igual que gran parte del gabinete gubernamental se contagiaron del virus y se convierte en la primer víctima mortal del círculo cercano al mandatario estatal.

Emilio fue su Chófer y compañero de Héctor Astudillo durante más de 25 años laboraron juntos en el ayuntamiento de Chilpancingo, en el Congreso del estado, en el PRI Estatal, en el Senado de la República y actualmente en el gobierno estatal.

Twitter @TiempoGro