Hay alerta roja y con ella ha llegado el miedo y la zozobra a la ciudad de Iguala en Guerrero tras reportarse un fuerte brote de coronavirus en esa localidad.

Esta mañana Iguala ha amanecido a la cabeza de casos de contagio en el estado y esto se debe en gran medida a la abulia e ignorancia de sus habitantes, quienes minimizaron la epidemia y seguían haciendo su vida diaria con todo normalidad sin hacer caso a las medidas de seguridad que les pedían las autoridades.

Lamentablemente estos 39 casos son apenas el inicio de un mayor número de contagios que se espera que surjan en los próximos días y semanas, porque seguramente estas personas habrán contagiado a otros ciudadanos en Iguala y quizás en las zonas aledañas también.

Tiempos de Guerrero.

El alcalde de Iguala, en Guerrero, Antonio Jaimes Herrera confirmó un peligroso brote de coronavirus en el que 39 empleados de una tienda de abarrotes dieron positivo a covid-19.

Jaimes Herrera explicó que recientemente, representantes de la tienda El Zorro -una de las abarroteras más importantes de la región Norte- sostuvieron un encuentro con las autoridades sanitarias del municipio, a quienes informaron sobre la atención que se les estaba dando atención a tres trabajadores que habían dado positivos a covid-19.

Los integrantes del sector salud solicitaron a los directivos de la tienda que se les hiciera la prueba a todos sus trabajadores, por lo que se enviaron al laboratorio ubicado en Acapulco 70 pruebas.

De los 70 exámenes, 39 personas resultaron positivas, mismas que se encuentran en aislamiento junto con toda su familia para evitar la propagación del virus.

“Esto no quiere decir que todos vayan a ser sintomáticos. A lo mejor, puede ser que algunos de ellos no tengan síntomas, que sean asintomáticos”.

La empresa informó que todos recibirán sus salarios íntegros, las instalaciones de la tienda fueron cerradas y se limpian constantemente por personal de salud.

Aseguró que el lugar no se va a abrir hasta que los enfermos salgan de su cuarentena y se confirme que ya no es un foco de infección.

Con información de Milenio.