Las Mentiras de Rafael Moreno Valle 

Moreno Valle en una reciente visita al Puerto de Acapulco.
 
Por Edgar Vaz.

¿Cuántos reporteros que entrevistan a posibles aspirantes a una candidatura por la Presidencia de México tienen permiso de realizar preguntas en completa libertad, sin consignas de su redacción ni cortapisas del entrevistado?

Creo que son contados.

No es de ahora, ha sido desde no sé cuántos lustros atrás.

Es que me llamó la atención la entrevista que realizaron los reporteros del periódico español El País, Javier Lafuente y Luis Pablo Beauregard, a Rafael Moreno Valle Rosas. Primero por su aguante de esperar 2 horas al ex mandatario de Puebla, quizá porque el trabajo ya había sido pactado comercialmente con el medio o porque era mucha la curiosidad de escuchar a un mentiroso.

Y es que, precisamente, las respuestas de Rafita, como le decía su abuelito, se basaron en la farsa, estilo que inundó su administración 2011-2017, suficiente para dejar al Estado poblano en la bancarrota y ahondar la desigualdad. Hoy, Puebla es un territorio donde la pobreza y el hambre hacen estragos, ocupando uno de los 4 primeros lugares a nivel nacional.

Sin embargo, se atreve a hablar a los reporteros de que está interesado en proponer un proyecto de nación para combatir la pobreza con eficiencia; dice que no habla mal de sus adversarios políticos en el PAN, Margarita Zavala y Ricardo Anaya, cuando ha ordenado a sus operadores pagar inserciones en periódicos desprestigiándolos, igual en las redes sociales.

Moreno Valle Rosas argumenta convencido que espera encabezar el proyecto del PAN-PRD para sacar al PRI de Los Pinos, mientras que el mismo panismo asegura tener las pruebas de que el morenovallismo trabajó a favor del priismo en el Estado de México, aportando a la sepultura de Josefina Vázquez Mota.

Niega el ex Gobernador que su administración haya tenido responsabilidad en el combate y control del huachicoleo, enfatizando que es la federación la encargada y, por lo tanto, es la que ha fallado. Eso sí, dice que su policía capturó a 300 personas sorprendidas robando en los ductos de PEMEX, pero nadie sabe que hizo con esa cantidad de detenidos ni tampoco se tienen pistas del que fuera su Secretario de Seguridad Pública, Facundo Rosas Rosas, a pesar de que su gente fue sorprendida infraganti ordeñando gasolina.

Nunca le fueron fincadas responsabilidades, como tampoco fue enjuiciado por el asesinato del niño José Luis Tlehuatle Tamayo, aquel 9 de julio de 2014 en Chalchihuapan. Al respecto, Moreno Valle Rosas nunca dio la cara, no obstante ser el jefe que dictaba lo que se tenía que hacer.

Los homicidios, feminicidos, asaltos, robos, secuestros y los hoyos financieros al erario proliferaron en su Gobierno y no ha habido consecuencias. Es por ello que se especula que es protegido por altos funcionarios federales.

El haber entregado el Impuesto Sobre la Nómina al Fideicomiso 144 EVERCORE de Pedro Aspe Armella, es otro agravio a los empresarios poblanos.

Y las obras de relumbrón infladas en costos son un atentado a la inteligencia de cualquiera.

Cómo estará el asunto que, la Auditoría Superior de la Federación detectó en los últimos minutos del Gobierno de Moreno Valle Rosas, una deuda oculta de más de 24 mil millones de pesos y tampoco pasa nada, mientras que otros Gobernadores son perseguidos y encarcelados con justa razón por sus pillerías.

Los reporteros de El País no consiguieron que se hablara de esto o les prohibieron o no están enterados de la realidad. Esto me viene a la mente porque aseguran que de 2011 a 2016 se encontraron en Puebla 2,199 tomas clandestinas, cuando el reporte de Petróleos Mexicanos es de 3,046.

Las entrevistas a modo no generan mayor problema, olvidando el pasado y pensando que políticos como Moreno Valle Rosas merecen ser mencionados entre los posibles candidatos a la Presidencia de México, soslayando que la nación requiere de un personaje sin antecedentes de corrupción e impunidad.

Rafita no entra en ese renglón. Su pasado es sombrío, despidiendo un hedor repulsivo que pareciera no se percibe en las alturas de la política y sociedad mexicana, como si a ese olor ya estuviéramos acostumbrados todos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s