La Mujer de la Autopista Acapulco –  Cuernavaca 


​Entre las leyendas de México que la gente cuenta una y otra vez, hay un relato de una mujer que se aparece por las noches en distintas autopistas del país. 

Principalmente se le ha visto en la autopista que va de Cuernavaca a Acapulco. 

Su aspecto no produce temor, ni miedo alguno, ya que a simple vista se trata de una mujer de finos ragos con un vestido elegante, que lo único que busca es obtener la ayuda de los automovilistas que transitan por ahí.

Otra cosa que la distingue de las demás apariciones es que no importa el sexo del conductor, ya que siempre se aproxima a su ventanilla a decirles que por favor la lleven a su casa, la cual se encuentra a unos cuantos kilómetros de ahí.

Tal vez por eso sea que la mayoría de conductores no se niegan a complacerla. Una vez que ya le dijeron que en efecto la van a llevar a su domicilio, ella se dirige a la puerta del copiloto, la abre y se acomoda en el asiento.

Después habla sobre lo peligroso que es transitar de noche por las carreteras, ya que los accidentes ocurren con mayor frecuencia a altas horas de la madrugada. Luego en el instante en que dicho auto se acerca a una curva peligrosa, ella comienza a contar la historia de cómo una muchacha falleció en un sitio parecido a ese.

Obviamente el conductor se voltea a verla para darle su opinión. Es en ese momento cuando éste se da cuenta de que la chica ha desaparecido.

Los expertos en materia de fantasmas aseguran que este tipo de ánimas errantes, tienen la misión de advertirles a los conductores que tomen precauciones al momento de manejar, si es que no quieren que su vida termine en medio del camino.
Recuerda no subir a extraños a tu auto, ya que además de delincuentes o políticos, pueden ser espectros.