Con Peña Nieto persisten la corrupción y las violaciones a derechos humanos: EU

A solo un día después de que el presidente Enrique Peña Nieto aseverara durante su visita a Alemania que “México es un país que protege la defensa de los derechos humanos”, el gobierno de Estados Unidos publicó ayer un informe que cuestiona lo dicho por el mandatario.

Se trata del informe anual Country Reports on Human Rights Practices for 2015, en el que el Departamento de Estado de la administración Obama evidencia que a tres años de gobierno de Peña Nieto las violaciones a derechos humanos, así como la corrupción y la impunidad, continúan siendo una constante en el país.

En el informe, que incluye 34 páginas dedicadas a México, el gobierno estadounidense expone que “persisten” problemas en materia de derechos humanos, como la participación de militares en “abusos graves” como homicidios, tortura y desapariciones forzadas de ciudadanos; los asesinatos de periodistas; los secuestros y agresiones a migrantes; la impunidad; la colusión de funcionarios con el crimen organizado; así como la violencia contra las mujeres.

“La impunidad de los abusos contra los derechos humanos sigue siendo un problema en todo el país, con tasas extremadamente bajas de delitos procesados”, refiere el informe.

“Agentes del gobierno mexicano cometieron homicidios con impunidad”

“Hay numerosos informes de que el Gobierno mexicano o sus agentes cometieron homicidios ilegítimos o arbitrarios, a menudo con impunidad”, señala el Departamento de Estado en su análisis, en el que también expone que grupos del crimen organizado estuvieron implicados en numerosos homicidios en el país “actuando con impunidad y en ocasiones en contubernio con autoridades locales corruptas y con funcionarios de seguridad”.

“Hay numerosos informes de desapariciones forzadas por parte de fuerzas de seguridad del Estado”

En cuanto a las desapariciones forzadas, el informe refiere que en 2015 también “hubo numerosos informes de desapariciones forzadas por parte de las fuerzas de seguridad, así como numerosos casos de desapariciones relacionados con el crimen organizado”.

“El secuestro continúa siendo un problema grave”

En lo referente al secuestro, el gobierno estadounidense advirtió que esta práctica “sigue siendo un problema grave para las personas de todos los niveles socieconómicos”.

“Además, hay informes creíbles sobre la participación de la policía en secuestros, a menudo a nivel estatal y local”, añade el análisis, en el que también se apunta que, de acuerdo con el INEGI, el 94% de los secuestros en el país no se denuncian y no se investigan.

“Funcionarios del gobierno emplean la tortura para obtener confesiones”

Otro aspecto que destaca el documento elaborado por el Departamento de Estado es que, a pesar de que la Ley mexicana prohíbe la tortura, así como obtener confesiones mediante agresiones físicas o psicológicas para ser utilizadas ante un tribunal, “existen informes de que funcionarios de gobierno sí emplean la tortura”.

En este sentido, el informe apunta que hasta el 31 de octubre del año pasado la CNDH recibió 587 quejas de “trato inhumano o degradante” por parte de funcionarios y 49 denuncias de tortura.

“El gobierno no hace cumplir la ley para castigar actos de corrupción”

En el apartado que analiza la corrupción en el país, el Departamento de Estado apunta que aunque la ley mexicana establece fuertes sanciones por actos de corrupción de funcionarios, “el gobierno (mexicano) no hace cumplir la ley con eficacia”, ya que en 2015 “hubo numerosos informes de corrupción”.

Al respecto, el documento señala que en México la corrupción va “desde el nivel más básico”, en el que se pagan sobornos a funcionarios “por servicios de rutina” o ‘mordidas’ a agentes de policía, hasta formas más sofisticadas de corrupción como favorecer a determinados funcionarios con contratos o con fiestas.

Violencia y acoso contra periodistas

Sobre el ejercicio del periodismo en México, el Departamento de Estado señala que en 2015 los periodistas “fueron objeto de ataques físicos, así como de acoso e intimidación por su labor”.

“Los autores de la violencia contra periodistas en México siguen actuando con impunidad. Hay pocos informes de éxito sobre investigaciones, arrestos o enjuiciamientos de sospechosos”, remarca el documento, en el que se añade que aunque se cree que detrás de estos ataques está el crimen organizado, algunas organizaciones civiles como Artículo 19 documentó casos en los que las autoridades gubernamentales “participaron y toleraron” las agresiones.

Animal Polítco

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s